Reproducimos una entrevista que apareció en el fanzine “The Corporation” de A Coruña ( gracias! ) hace unos años, a la cual hemos aprovechado para plantearle algunas preguntas más..
 
 
 

S. Guarnori,Soul Sam & Mac

Hola, me llamo Mac (Adrian MacManus) y nací en el año 1960 en Peterborough, una  ciudad catedralicia cerca de Cambridge en el Reino Unido. Hace 18 años me vine para el norte de España, finalmente echando raíces en mi queridísima Galicia, de la cual ya no me sacan, ni por todo el oro del mundo.  Soy profesor de inglés en la Escuela Naval Militar de Marín y a mis alumnos, aspirantes a ser oficiales en la Armada, les hace mucha gracia cuando les digo que pincho vinilos de Soul de los 60 de vez en cuando. Mi historia no es nada diferente a la de muchos de mis amigos que también subieron a este tren de rare soul mediados de los años 70 …..

 ¿ Cuándo y como te metiste en el mundillo del Northern Soul ?

Vale. Allá por el año 73, íbamos todos a una institución muy británica llamada el ‘youth club”, el club de la juventud. Allí se podía jugar al billar, a los dardos, al ping-pong etc.; pero también había una sala para bailar y escuchar música. Es allí donde escuché por primera vez el northern soul. La mayoría de la gente llevaba los discos ‘pop’ del momento, sobre todo David bowie. Roxv music v T-Rex. Había otra peña que llevaba dis­cos del soul de Philadelphia, the intruders, harold melvin & the blue notes, the o’iavs. el proto funk de iames brownr kool & the gang, the ohio plavers etc: y otros los discos viejos de motown y stax de sus her­manos mayores. Básicamente, los que habían sido suedeheads empezaron a traer cositas raras de importación, que sonaba como motown, pero no lo era. Esos sellos ahora son míticos, son los de ric-tic. golden World, winaate. thelma. wheelsville. D-town etc.; además, estos tíos bailaban como locos, dando patadas al aire, dando vueltas como los patinadores sobre hielo, de repente se tiraban al suelo al hacer los ‘backdrops’ y los ‘splits’, en fin, nos quedamos muy impresionados y decidimos meternos mas en el asunto.

¿Era fácil conseguir discos de Northern en esa época?¿Qué sel­los eran los más solicitados? ¿Qué opinión teníais de la motown?

Yo no empecé a coleccionar hasta los 17 años. Antes, solo había comprado los ‘pressings’ o ‘bootlegs’ que salían como churros para satisfacer la demanda que existía. Así que los primeros discos ‘originales que com­pré, los compré a john manship, que sigue siendo hoy en día el mas reconocido de los ‘dealers’

Me llegaba una lista suya, hecha a máquina de escribir, todas las sem­anas y llamábamos por teléfono para reservar los discos. Si pagabas 5 libras entonces, pagabas mucho. Recuerdo haber pagado 8 libras por tobi legend ‘time will pass you by’ y me pareció una fortuna. También compré patti & the emblems ‘I’m gonna love vou a long long time’ por 10 libras. Una fortuna! En los primeros tiempos del Northern, los sellos más populares eran los que mencioné antes y por supuesto Okeh, que se convirtió en una ver­dadera obsesión para muchos. La motown? Para nosotros era la base, la raíz, la piedra angular de música que nos encantaba. Una formula mágica. Sin embargo, en los all-nighters se escuchaba muy poco, ya que se consideraba un tanto ‘comer­cial’.

Wigan, 1977

¿Cómo conociste la existencia del Wigan Casino?

De los tios del Youth Club, básicamente. Un día les dije a mi madre, ‘oye, el sábado voy a un all-night disco’ con Nick (Gilbert). No puso pegas. A partir del febrero del 75 subi por lo menos una vez cada tres meses, entre el año 75 y el 81, cuando cerró sus puertas por última vez, cerrando así también el segundo capitulo de la historia del northern soul.    Si solo asistimos entre 4 y 6 veces al año fue porque en nuestra zona también hubo muy buenos all-nighters como St.Ives, Cleethorpes y Peterborough, mi ciudad natal. Cuando Ady y Randy empezaron con el el 100 Club en Londres en el 79/80 cambiaron las cosas bastante y para mejor. Mediados de los 80 dejé de ir, así que me perdí Stafford, lo cual siempre me lo ha arrepentido. Tenía que ser la leche con Keb Darge, Guy Hennigan, Dave Thorley  y toda esa peña dándole caña.

¿ Puedes comentarnos algo obre los dj ‘s del wigan?¿ Cuales eran tus favoritos?

Mi DJ favorito era Richard Searling. Sus discos siempre, (bueno, la mayoría de las veces,) representaban la parte ‘soul’ del género, que para mí es hiper Importante. Winstanley, según mis ‘creencias’, era un apósta­ta, capaz de pinchar cualquier mier­da para que no estuviese vacía la pista de baile. Llegue a conocer a Richard porque vino a pinchar en una de nuestras sesiones ‘pre-all nighter’ en mi ciudad natal, Peterborough. Flipé por colores cuando vi de cerca a esos discos, que valían cientos, quizás miles de libras en aquel momento. Estoy hablando de billy arnell, vvonne vernee, georoe black-well, Cecil Washington, chervl ann. larrv Clinton y otros.

¿ Que clase de gente iba al Wigan, había Mods, Skins, smoothies o algo parecido?

Hasta el 79/80, ni mods, ni skins, ni smoothies. Los skins habían desaparecido allá por el 71, y los mods incluso antes. Nos considerábamos simplemente ‘soul folk’. Los pelos a media melena, y más tarde, cortito por los lados y por detrás. Los pantalones se encarga­ban hechos a media, de lana o de pana, y tenían, por lo menos, 32 pul­gadas de anchura. Las camisas, tipo ‘bowling’, o incluso hawaiana. Algunos llevaban los ‘vests’ de béis­bol, que a mí, siempre me parecían cutres. En los pies, loafers, una especie de castellanos, o unos brogues negros, muy pulidos y de suela de piel – muy importante! Otra prenda reglamentaria era el abrigo de ‘trinchera’ de piel que llegaba hasta los tobillos, y por tanto impre­scindible, sobre todo si querías ser ‘cool’. Las tías llevaban fal­das circulares que llega­ban hasta los tobillos Esas faldas tenían que hacer el efecto ‘marilyn monroe’ cuando hacían sus ‘spins’, dejando a la vista las piernas y inclu­so las bragas a veces, que provocaba los comentarios machistas de los que estaban en la periferia de la pista mirando. Si buscabas dis­cos, tenias que ir al bar al fondo, que siempre estaba a tope con obsesos comprando y vendiendo. Por cierto, en el bar solo te servían coca cola caliente o té con leche asqueroso, nada de alcohol! A veces había hamburguesas o pasteles de carne de ‘Hollands’ muy chungos para los muy pocos que no ‘hubieran quedado con Billy Whizz’. Esos cabrones a veces se ponían a tu lado para hablar, con todo el olor de la cebolla pochada y el ketchup etc.; me esta revolviendo el estomago ahora solo con pensarlo!

¿ Se celebraban conciertos en el local o era simplemente para allnighters?

Si. Yo estuve unos cuantos. Estuvieron Maior Lance, Billy Butler,, Bettv Wright, Edwin Starr, Jun­ior Walter v Martha Reeves. Siempre aparecían en el escenario sobre las 3 de la madrugada. Algunos lo consid­eraba como una especie de intrusión o invasión, que cargaba el ambiente etc.; aunque para mí, ver a esas artistas en carne y hueso, simple fue una experiencia inolvidable. A veces sacaban a la gente para cantar ‘Dancing in the street’ o ‘Road-runner’ con ellos. Flipante!

¿ Entre los clientes habituales había algún cantante o grupo famoso?

¿Famosos? Creo que no. Bueno, siem­pre se rumoreaba con las visitas de gente como Marc Almond de Soft Cell o Kevin Rowland de Dexv’s Midnight Runners. Si vinieron, no creo que se enterase mucha gente!

8. ¿ En todo el tiempo que estu­viste en el Wigan Casino hubo algún tipo de altercado o era un lugar tranquilo?. ¿Cuáles eran las drogas más habituales?

Dentro del casino nunca vi nada, aparte de las paranoias de persecu­ción de la gente muy ‘ida’ del speed, pero fuera en la calle era otra cosa. Hubo una época cuando casi toda la población punk de wigan se acercaba a las colas para putear a la gente. Los maletines de los discos se utiliz­aban como arma o defensa propia a veces. Muchos de los tíos que hacían cola eran trabajadores de fabricas, astilleros, mineros etc.; así que sabían defenderse si hiciera falta. Drogas? Yo diría que la mayoría con­sumía. Lo típico era ‘amphetamine sulphate’, elaborado en laboratorios clandestinos. Por otra parte había pastillas, normalmente robadas de las farmacias, a veces de camino al club! la Dexedrine de SK&F y la Duraphet de Riker eran las más populares, la ultima el ‘santo grial’ casi de las pastillas y conocidas como ‘black bombers’.

¿ Por que dejaste el Wigan Casino, y como acabaste en una ciudad como Pontevedra?

Vine a España a aprender el idioma y a dar clases de inglés como forma de ganarme la vida. Me atraía la zona de Galicia y Asturias por las raíces celtas que tienen, ya que soy hijo de inmi­grantes irlandeses. Aquí se vive muy bien!

Aparte de ser un fanático del Northern, ¿escuchas otro tipo de música? ¿Qué opinas del skin­head reggae?¿ Y del modern soul?

Antes de meterme en el northern soul, me gustaba mucho La Trojan. De hecho todavía tengo el disco ‘tighten up vol.2’ en vinílo, y ‘let your yeah be yeah’ de los pio­neers era uno de los discos mas solicitados en los días del ‘youth club’. Me gusta mucho los blues y soy fan incondicional de bob dylan desde hace muchos años, predicaba a dylan incluso en los all-nighters. El modern antes no me decía mucho, la verdad. Pero, después de asistir al S.O.U.L Weekender en Luanco en el 2007, empecé a prestar más atención. Poco a poco. El Crossover me ecanta, cosas como Chuck Cockerham son himnos para mi.

Danos un top 10 de Northern.

Uff! Puede cambiar de cuando en cuando, pero hoy por hoy serían los siguientes, y en cualquier orden…

l.Yvonne Verneeme – Just Like You Did Me – Sonbert

2.Lenny Curtís – Nothing Can Help You Now – End

3.George Blackwell – Can’t Lose Mv Head – Smoke

4.The Inspirations – No-one Else Can Take Your Place – Breakthrough / Wand

S.Larry Clinton – She’s Wanted – Dynamo

6.The Del-Larks – Job Opening – Queen City

7. Jacky Beavers– I Need My Baby – Revilot

8.Jack Montgomery – Dearly Beloved – Scepter

9.Johnny Hampton – Not My Girl – Dotty’s

10- Sam Williams – Love Slipped Through My Fingers – Tower

¿Llegaste a promover algún club o pinchar de forma regular en Uk.?

De promotor, nada. Aparte de pinchar en el youthclub y en los all-nighter warm-ups, poca cosa. Fue durante dos años (77-79) ya que en el 79 vendí todos mis discos. Luego empecé a coleccionar otra vez en el 89/90, pero en el 91 ya estaba en España.

peterborough allniter 1978

Aparte de Wigan Casino, qué otros clubs visitaste o destacarías de forma especial.

Yo era asiduo de St.Ives cerca de Huntingdon durante los años 76-77. Era un all-nighter que atraía miles de aficionados, incluso cuando Wigan estaba en su apogeo. Muchos de los discos de 60’s, identificados con Soul Sam, fueron estrenados allí que yo sepa. Tambien asistía a los all-nighters del Phoenix Soul Club y el East Anglian Soul Club de Peterborough, mi ciudad natal. Fui a Cleethorpes Pier solo una vez en el 76 y me gustó mucho. Temblaba todo el edificio cuando pincharon ‘So Is The Sun’ del World Column. Me hubiera gustado visitar al Blackpool Mecca, pero a partir del 77 solo se pinchaba lo que nosotros llamabamos ‘Funk’. No recuerdo a nadie utilizar la palabra ‘Moderno’ en aquella época.

¿Sigues coleccionando discos?. ¿Alguna recomendación?

Si, sigo coleccionando discos periodicamente. Acabo de hacerme con una copia ‘mint’ y sellado de The Metros ‘Sweetest One’, el LP.  El ultimo single que compré fue una cosa baratisima que habia recomendado Sebastian en Soul Source. Se llama ‘So Much Love’ de Faith Hope & Charity del sello Maxwell. Demuestra que aunque nos mueven mucho las rarezas, también se puede conseguir joyas como FH&C por menos de $5.

Para mucha gente de aquí no comparte la tradición inglesa de los cover up. ¿Qué les dirías?, ¿Estás a favor?

Forma parte integral de la escena inglesa. Antes viajabamos cientos de millas para escuchar los cover ups de Richard Searling que sólo él tenía. Sin embargo, reconozco que es una práctica un poco elitista y nada igualitario. Dave Godin y Frank Elson desde sus columnas de Blues & Soul, lo condenaban en los mismos terminos. Decian que sólo fomentaba los monstruosos egos de ciertos DJ. Se sigue haciendo en el 2010. Creo que hay gente en España que lo hace, pero igual me equivoco.  

¿Que destacarías o que echaste de menos en tus primeras allnighters en España?

A mi me encantó esa primera toma de contacto. Fue en Santiago de Compostela hace unos 7 u 8 años. Pinchó Edu Domingo, si recuerdo bien. Muchisimo moderno. No me sonaba más de la mitad, pero me gustó la experiencia. Luego, el tema de las comidas y cenas confraternales le da una dimensión especial que no existe en el UK. El ‘Soul papeo’ es super-importante!!  

dj mac support richard searling - p'boro 78

¿Cómo ves actualmente la escena inglesa y cómo te la imaginas en un futuro?

La escena inglesa? Pues me siento tan alejado de ella que apenas pasa por mi cabeza. Creo que el politiqueo lo está matando, pero siempre ha habido politiqueo, así que no lo sé. No me gusta lo sectarios que pueden llegar a ser, peleandose unos con otros sobre las diferentes tendencias/generos que hay. El gran problema que tiene, visto desde fuera, es su ‘ancianidad’, por eso me gusta la vitalidad de la escena ‘continental’.

 ¿Cómo ves la escena española?.

 ¿Como la voy a ver?  Estupenda. Sois personas con muchísimos conocimientos sobre la música y también sabéis comer. Eso para mi es lo primordial.

 Últimamente no se oye mucho movimiento en Galicia, ¿nos destacarías algo?

Aparte de eventos tip 60s/Mod como Floorstompers de Pontevedra, el Lex Luthor de La Coruña, donde el blanco y el negro conviven bajo el mismo techo, me parece un desierto para los aficionados del Soul. Hay que ir a Asturias.

 Por último, no podíamos dejar pasar la ocasión sin que nos dieras alguna recomendación gastronómica  para nuestra próxima visita a Galicia

Si quereis probar algo realmente alucinate hay que ir a ‘A Tira do Cordel’ en Finisterre. He tenido tres experiencias gastronomicas casi religiosas en mi vida. La primera fue una caldereta de pescado y marisco en Restaurante Isabel de Cudillero, Asturias. La segunda un lechazo en Los Cubos de Arévalo en Castilla y León, y la tercera un róbalo (lubina grande) a la brasa en Finisterre. Tiene muy buenos mariscos también. Hay que pagar, eso sí, pero vale la pena.

Y algún caldo para acompañar…

¿La lubina? Un Albariño Rías Baixas por supuesto!  El ganador dela medalla de oro en la Fiesta del Albariño de Cambados de este año, por ejemplo. Señorío de Rubiós de la sub-zona Condado do Tea

Anuncios