“Cuando pincho trato de trasmitir a la pista la fuerza, la pasión que tienen esos temas que escuchas sólo en casa y te hacen bailar y te dan ganas de vivir, te ponen una sonrisilla en la cara y una cerveza en la mesa. El Soul sale de muy dentro, y necesita un entorno muy especial, cuando se genera esa comunión te das cuenta de lo que realmente mola en la vida. Ya pueden estar cayendo chuzos de punto fuera, que dos minutos en la pista son pura magia, como decía Cato.”   -David de Santiago-